domingo, 18 de septiembre de 2011

TRES VERSIONES DE MERMELADA DE HIGOS



Ingredientes:
500 g de higos limpios
250 g de azúcar
zumo de medio limón
3 clavos de olor
media cucharadita de canela en polvo
esencia de vainilla


Es la época de los higos y conseguí una gran cantidad. Pensando que podía hacer con ellos se me ocurrió hacer mermelada pero como siempre tengo que estar inventando algo he hecho diferentes variedades.

Recuerdo que de pequeña tenía un libro de ciencias que tenía unas actividades que me encantaban, las de "observo y experimento", y debe ser que se me quedaron metidas en vena y de ahí esta manía de probar para ver que pasa. Esta vez ha sido un acierto. Me acabo de meter entre pecho y espalda unas tostadas con mermelada de higo con clavo y canela y realmente está de muerte. Eso si: ¡a la porra la dieta!.

Lo primero que hacemos es lavar bien los higos, cortarles el rabito y trocearlos poniéndolos en un cazo con todo el azúcar durante toda la noche a macerar. La cantidad de azúcar se puede variar si somos más o menos golosos pero hay que recordar que el higo es una fruta de natural bastante dulce y que el tiempo de conservación de una mermelada depende del porcentaje de azúcar que lleve.

Por la mañana veremos que se ha formado una especie de compota a la que añadiremos el medio zumo de limón para potenciar el medio ácido que la pectina (espesante natural que tienen las frutas en la piel y semillas) necesita y llevaremos el recipiente al fuego para que hierva unos 15 minutos. Retiramos del fuego y dejamos enfriar.

Repetiremos la operación pero previamente trituraremos hasta alcanzar la textura que más nos guste para nuestra mermelada. De nuevo dejamos enfriar.

Por último he dividido en tres partes y colocado en tres cazos distintos. A uno de ellos le añadí esencia de vainilla. A otro media cucharadita de café de canela en polvo y tres clavos de olor. El tercero se quedó tal cual. Los llevé a ebullición otros 10 minutos más y el resultado fueron tres tipos distintos de mermelada de higo: mermelada de higos de la de toda la vida, mermelada de higo a la esencia de vainilla y mermelada de higos con canela y clavo.




En caliente la he envasado en recipientes de vidrio esterilizados previamente, tanto el bote como la tapa. En una olla he hecho el vacio con el método tradicional. Cerramos los botes bien y ponemos en una olla al baño maria a ebullición durante media hora. De este modo se conserva por más tiempo.




En casa no nos ponemos de acuerdo en cual es la mejor, pero siendo honesta las tres están realmente buenas.

23 comentarios:

  1. Con clavo no la he hecho, pero para recetas saladas puede quedar muy aromática,con canela y vainilla es perfecta para todo!!!besotes

    ResponderEliminar
  2. Te quedaron una mermeladas estupendas
    besinos

    ResponderEliminar
  3. Deliciosa!Con foie gras esta de muerte.
    Besets.

    ResponderEliminar
  4. Deliciosas las tres versiones, me fascinan todas :D!

    Me llevo las recetas, besotes.

    ResponderEliminar
  5. Con canela me gusta mucho, pero con vainilla también debe estar para chuparse los dedos, me llevo una de cada.
    Besos.

    ResponderEliminar
  6. no me extraña que resulte dificil elegir entre las 3 versiones!

    ResponderEliminar
  7. Se ve exquisita la mermelada, yo acabo de preparar una muy parecida, que maravilla un pancito con esta mermelada.
    Besos.

    ResponderEliminar
  8. Es una de mis mermeladas favoritas, me encantan, yo me quedo con la de canela. un besote.

    ResponderEliminar
  9. Yo me quedo con las tres, y cada dia una tostadita diferente.


    Besitosssss

    ResponderEliminar
  10. ¡Con lo que me gustan los higos! Las tres tienen que estar muy ricas. Muy buena idea.

    Besos.

    ResponderEliminar
  11. j'ai aimé les trois versions à noter sans faute
    bonne soirée

    ResponderEliminar
  12. Wowww menuda variedad de mermelada! los higos tal cual no me llaman mucho pero así en mermelada con los ojos cerrados..
    Besos

    ResponderEliminar
  13. deliciosas les tres.. para empezar, para mi, la de clavo....
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  14. Deliciosas las tres sin duda no me extraña que no os llegueis a poner de acuerdo.
    Los aguacates rellenos se ven divinos y seguro que estan de vicio.
    Bicos mil.

    ResponderEliminar
  15. Marusssssss!!!! a mí aunque me encantan los higos soy un poco alérgico a ellos, pero si te coge mi mujer un botecito de estos te lo deja como los chorros del oro!! jeje!!! fantástica esta mermelada amiga!!

    Un besiño! :)

    ResponderEliminar
  16. Pues sabes qué??? el clavo no se lo pondré porque no me gusta, pero el toque de vainilla, la próxima tanda de higos la preparo así seguro.
    Besitos y gracias por visitarme.

    ResponderEliminar
  17. No saría con cuál quedarme, son maravillosas!! qué idea has tenido... me encanta

    ResponderEliminar
  18. Genial, mermelada de higos y además especiada. Me gusta

    ResponderEliminar
  19. Hija mía, ¡a cuál mejor, jejeje!. Me gustan las tres propuestas, pero sobre todo el saborcito de canela, ¡ummm!.
    "Observo y Experimento"... ¡creo que teníamos el mismo libro, jajajaja!.
    Un besote.

    ResponderEliminar
  20. Seguro que las tres versiones están de muerte... desde luego, los iongredientes son perfectos.
    besos

    ResponderEliminar
  21. jaja, yo quería saber cual había sido tu favorita, yo creo que me quedo con la original

    ResponderEliminar

Gracias por pasarte por mi cocina y dejarme tu opinión.Todos sois bienvenidos.